Ei! Berriak

Elgoibar da el primer paso para conectar Kalamua y Urazandi con la redacción del proyecto

El presupuesto de la redacción del proyecto asciende a 5.950€ más IVA y se espera que esté redactado para verano

En la actualidad, la calle Kalamua es una calle sin salida

ELGOIBAR| El Ayuntamiento ha dado el primer paso para conectar Kalamua y Urazandi con la redacción del proyecto. El presupuesto de la redacción del proyecto asciende a 5.950€ más IVA y el Ayuntamiento prevé tener el proyecto redactado para este verano, de tal forma que se pueda analizar y ver el encaje que esta obra pueda tener en futuros presupuestos.

La falta de conexión entre la calle Kalamua y la calle Urazandi, ha generado durante décadas una complicada circulación peatonal y rodada en el barrio de Urazandi. El Ayuntamiento de Elgoibar analizó la posibilidad de poder conectar las dos calles para mejorar significativamente la vida del barrio de Urazandi, favoreciendo una mayor agilidad y descongestión en el trafico de la zona.

Este proyecto posibilita a su vez, la futura ampliación de las aceras del barrio de Urazandi, manteniendo los actuales aparcamientos en la vía publica y eliminando la problemática generada por la circulación de doble sentido que existe actualmente. Se genera, por tanto, un circuito en el que se mejora sustancialmente la vida diaria tanto de vehículos, como de peatones, sin suponer ello un sacrificio de aparcamientos.

En la actualidad, la calle Kalamua es una calle sin salida. Conectar la calle Kalamua con Urazandi puede posibilitar nuevas alternativas organizativas en el tráfico de la zona habida cuenta de la existencia de la herri eskola en esta calle y del volumen de tráfico que se genera en las horas punta de entrada y salida del centro escolar.

El ámbito del anteproyecto comprende la reurbanización de la zona comprendida entre el final de la calle Kalamua y el punto de intersección con la calle Urazandi.

Para ello se modificará la rasante de la calle desde el paso de cebra ubicado junto a las escaleras mecánicas situadas en el lateral del edificio nº14 de la calle Kalamua hasta el número 45 de la calle Urazandi en una longitud de 55,29m. Ambas calles quedarán unidas con un nuevo vial con una pendiente máxima del 6%.

Se mantendrá la sección transversal de la calle con calzada de 4,5m de anchura y aparcamiento en línea de 2m de anchura en la zona sureste del nuevo vial. Las cuatro plazas obtenidas en el aparcamiento en línea, junto con otras cuatro plazas en batería que se habilitan aprovechando el espacio existente, compensan las plazas de aparcamiento eliminadas en la calle Urazandi.

Las aceras son de 2m de anchura en ambos lados del nuevo vial. Con el objetivo de favorecer la accesibilidad y reducir la fuerte pendiente de las aceras en el encuentro con las de la calle Urazandi, las nuevas aceras se han proyectado buscando un mayor desarrollo en planta que disminuyan las mismas.

Para habilitar el nuevo vial será necesario construir un muro de mayor altura que el existente en la acera sur. En la parte final se ha proyectado un muro con voladizo.

Se prevé, también, la ampliación de la red de pluviales, necesaria para la recogida de las aguas de escorrentía en el nuevo vial, y de la red de alumbrado LED sostenible con el medioambiente.

Iosu Arraiz, concejal de Urbanismo resalta que el nuevo vial “permitirá mayores posibilidades organizativas en el tráfico en las calles del barrio y mejoras en movilidad también para peatones. A su vez renovaremos la urbanización de la zona haciéndola más amable y accesible. Una apuesta clara por mejorar la accesibilidad y calidad de vida de las y los vecinos de Urazandi” ha concluido.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.