[eiberri.eus] Eibar contará con un nuevo ascensor el próximo año en Amaña

  • 50
    Compartidos
El ascensor unirá las calles Tiburzio Anitua y Karlos Elgezua
Así será el nuevo ascensor de Amaña

EIBAR.- 626.347 euros es el presupuesto destinado al nuevo ascensor público del barrio de Amaña que unirá las calles Tiburzio Anitua y Karlos Elgezua, y que permitirá seguir extendiendo a todas las zonas altas de Eibar la mejora de la accesibilidad.

El Ayuntamiento de Eibar ha sacado a licitación el proyecto para ejecutarlo en un plazo de 26 semanas. Las empresas interesadas tienen de plazo hasta el 3 de diciembre para presentar sus ofertas. Según las previsiones actuales, tras la adjudicación de la obra en diciembre, los trabajos arrancarán en enero, con lo que el nuevo ascensor estará operativo para mediados del año 2019.

Este ascensor se construirá según el proyecto redactado por Vaumm Arquitectura y Urbanismo. La base del elevador se situará en el espacio libre que se encuentra entre los números 1 y 2 de la calle Tiburzio Anitua, una especie de plazoleta que actualmente se utiliza como aparcamiento, junto a un establecimiento de frutería. Desde ese punto, el ascensor se elevará 20,55 metros hasta alcanzar la altura de la calle Karlos Elgezua mediante una pasarela que desembocará entre los números 2 y 6 de Karlos Elgezua. La nueva infraestructura salvará el desnivel existente y mejorará la accesibilidad del barrio abarcando un gran ámbito de servicio, dado que actualmente esta zona del barrio de Amaña no tiene una conexión accesible con el centro de la ciudad.

Para ejecutar el proyecto, será necesaria la construcción de una torre de ascensor y la instalación de una pasarela en forma de zigzag entre los edificios de viviendas existentes, a fin de minimizar su impacto visual y manteniendo las distancias con los edificios colindantes.

Asimismo, al redactar el proyecto, se ha tenido en cuenta la visibilidad máxima de los accesos al ascensor (entorno del mismo, cabina, plaza) de forma que no se produzcan ángulos muertos que favorezcan situaciones de inseguridad. En lo que respecta a las características propias de la cabina, el ascensor estará dimensionada para una capacidad de 13 personas y una carga de 1.000 kilos.

Para llegar a la puerta de embarque inferior, se modificará la urbanización existente, redefiniendo un espacio previo de plazoleta. Así, la torre del ascensor se sitúa dentro de la zona verde que queda entre los números 1 y 2 de Tiburzio Anitua, por detrás de los muros de contención del terreno. La plaza resultante se define mediante una serie de triángulos e incluirá dos pequeñas zonas ajardinadas y bancos.

Con la puesta en marcha de este proyecto, el equipo de gobierno socialista sigue dando respuesta a las demandas vecinales, al tiempo que cumple los compromisos establecidos en el programa de gobierno del PSE en las elecciones de 2015, en el que ya figuraba este proyecto.

También te puede interesar

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.